MHD, sistema magnético anticalcáreo.

DEPÓSITOS CALCÁREOS

El problema más acusado con que nos encontramos con el agua en nuestras latitudes es la gran aportación de carbonato cálcico que tiende a precipitarse en forma de incrustaciones calcáreas.

Este fenómeno podemos constatarlo de forma evidente en nuestra vida cotidiana, puesto que podemos observar las huellas de las citadas incrustaciones calcáreas en todo tipo de conducciones.

El resultado más gravoso es el motivado por la sobrecarga de energía necesaria para conseguir los mismos resultados que con un circuito libre de incrustaciones.

En la práctica esto significa lo siguiente:

¿CÓMO ACTÚA MHD?

Las moléculas del agua y los elementos que ésta contiene discurren por las tuberías en "orden del caos", es decir, sin una trayectoria regular. Al pasar a través del campo focal magnético de MHD, el agua y todos sus elementos se polarizan, energetizándose y alineándose en trayectorias más estables.

A partir de este punto, todas y cada una de las moléculas del agua y de sus sales minerales se comportan como microscópicos imanes, atrayendo, por diferencia de carga electromagnética, a los átomos de las moléculas de los sedimentos que estaban adheridos a las paredes internas de las tuberías, de las resistencias, válvulas, etc., e incorporándolos al flujo del agua para que se mantengan permanentemente en suspensión.

De esta forma, el agua químicamente dura se transforma en un tipo de agua físicamente blanda y los minerales y sus sales, que tan necesarios son para nuestro equilibrio orgánico, se mantienen en su totalidad, sin eliminarse ninguno y en disolución permanente.

DIFERENCIAS DEL CAMPO MAGNÉTICO TRADICIONAL Y EL CAMPO FOCAL MAGNÉTICO DE MHD

Un campo magnético generado por imanes convencionales se expande de forma radial, tal y como se ve en la figura superior izquierda de esta página. Las líneas de campo de estos imanes comunes no permanentes se dispersan y pierden eficacia a la hora de polarizar el agua, por lo que no se pueden obtener buenos resultados con ellos.

Por lo contrario, según vemos en las dos figuras restantes, el campo magnético focal de MHD se orienta de manera que la mayor parte de su energía se concentra en el polo sur. Consiguiendo así la total polarización del agua y de todos los elementos que ésta contiene.

 

 

LAS DOCE RAZONES PARA USAR MHD.

  1. ELIMINA LA CALCIFICACIÓN.
  2. EVITA LA CORROSIÓN.
  3. AHORRA ENERGÍA.
  4. ABLANDA EL AGUA.
  5. SU EFECTO ES LIMPIO Y ECOLÓGICO.
  6. EL AGUA ES MÁS SALUDABLE.
  7. AHORRA REPARACIONES Y MANTENIMIENTO.
  8. RACIONALIZA EL CONSUMO DE AGUA.
  9. ES FÁCIL DE COLOCAR.
  10. NO PRECISA NINGÚN TIPO DE MANTENIMIENTO.
  11. NO CONSUME ENERGÍA.
  12. TIENE GARANTÍA DE FUNCIONAMIENTO DE POR VIDA.

Volver atrás ... Ir a la primera pagína ... Siguiente Página ...